viernes, 28 de febrero de 2014

Cuatro, Tao Te King


El Tao es un vaso vacío: se utiliza; pero nunca se agota. 

¡Ah, fuente insondable de las diez mil cosas!

Embota lo afilado, 
Deshace los entredos, 
Atenúa el resplandor, 
Mecla con el polvo. 

¡Oh, profundidad oculta, pero siempre presente! 

No sé de dónde viene. 
Es el antepasado de los dioses. 


Lao Tse, Tao Te king



No hay comentarios:

Publicar un comentario